La cruda o resaca, nuestra fiel amiga después de una buena fiesta es causada por el consumo de bebidas alcohólicas en exceso, provocando síntomas como incomodidad, mareo o dolor de cabeza, que pueden curarse rápidamente siguiendo los consejos a continuación:

1-. Toma suficiente agua

Rehidratar el cuerpo al tomar agua puede ayudar a mejorar los síntomas de una resaca.

2-. Toma café o té

El café, el té negro y el té verde contienen algunos antioxidantes que pueden reducir los efectos adversos del consumo de alcohol.

3-. Come carbohidratos durante y después de tomar

El alcohol disminuye el azúcar en la sangre. Esto puede explicar los mareos y los temblores que algunas personas tienen con la resaca. Entonces, el cerebro necesita carbohidratos como combustible. ¡A comer!

4-. Duerme lo suficiente

El alcohol puede afectar la calidad de sueño de una persona, así que dormir más puede ayudar a reducir la resaca.

Aunque estos remedios populares pueden ofrecer algún tipo de alivio de los síntomas, no existe una cura o un tratamiento para la crudita, lo único que podemos hacer es moderarnos y enfiestar tranquilos. ¡Evita el exceso!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.